Las elecciones de medio período en 2018 son una gran oportunidad para la Humanidad

¡No las desperdicies en ese montón de locos pagados por George Soros. ¡Divide tu voto! Vota por Kesha Rogers, independiente por CD 9.

Mientras leen la siguiente perspectiva, ustedes, electores de Texas, tienen la oportunidad única de asegurar el futuro de la humanidad al dar su voto o respaldar a Kesha Rogers, la candidata independiente que está haciendo campaña en contra de Al Green en el 9no Distrito Congresional. En verdad, nada menos que eso es lo que se juega el 6 de noviembre de 2018. Al Green respalda el enjuiciamiento político de Donald Trump y no ha hecho nada por sus electores, en uno de los distritos más pobres de Texas, en tanto que presume y se embolsa enorme cantidad de dinero como el líder nacional de la demente campaña de juicio político. Kesha Rogers está compitiendo como independiente porque el Partido Demócrata fue transformado en una turba jacobina. Ella se opone firmemente al enjuiciamiento político del Presidente Trump y al golpe en su contra que está en marcha. Al contrario de “administrar la pobreza”, como ha hecho Al Green, ella propone eliminarla.

Ella está completamente a favor de restaurar la Ley Glass–Steagall sobre separación bancaria; una banca nacional dedicada exclusivamente a financiar el desarrollo de la economía física por medio de grandes proyectos de infraestructura (nuevas presas, canales, prevención de inundaciones, transporte, puertos, ciudades, y proyectos similares) que garantizará puestos de trabajo bien remunerados y el aumento de las facultades productivas del trabajo; y un programa intensivo de energía de fusión y de exploración del espacio. Ella respalda un currículo de estudio clásico, diseñado para cultivar el genio creativo en cada niño, mientras se educan científicos, ingenieros, y trabajadores calificados para el futuro.

 

 

6 de Noviembre de 2018: ¿última gran oportunidad para la Humanidad?

¿Qué es lo que de verdad está en juego en las elecciones del 6 de noviembre de 2018? Si solo le ponen atención a los estúpidos medios de comunicación, o a la línea política partidista, muy probablemente no tienen ninguna idea al respecto. Tenemos la oportunidad en estas elecciones de destruir al imperio británico, el monstruo que junto con sus siervos estadounidenses, ha sido una fuerza destructiva en contra de la humanidad desde el final de la Segunda Guerra Mundial. Franklin Roosevelt trató de ponerle fin al cierre de la Segunda Guerra Mundial, y le dijo a Winston Churchill que los estadounidenses ya no darían su vida por los intereses del imperio británico. En vez de eso, él utilizaría el potencial industrial que sus políticas crearon en Estados Unidos para llevar el desarrollo a toda la humanidad. Sin embargo, en vez de eso, cuando F. Roosevelt falleció, Harry Truman hizo un trato con Winston Churchill.

En 1989 cayó el muro de Berlín, terminando así la Guerra Fría y proporcionando una vez más, una gran oportunidad para tener un nuevo renacimiento de colaboración en descubrimientos científicos, desarrollo económico, progreso tecnológico a nivel mundial y una cultura superior; basado en una relación soberana entre Estados nacionales. Esto fue lo que impulsaron Lyndon LaRouche y otras personas. Pero en vez de esto, George H.W. Bush, Margaret Thatcher, y Francois Mitterrand conspiraron para crear un “Nuevo Orden Mundial” de la globalización, libre comercio, y una austeridad implacable en contra de la gran masa de la humanidad. Estados Unidos fue deliberadamente desindustrializado y se invirtió dinero especulativo para generar más dinero especulativo o en los recursos de mano de obra más barata posible en cualquier parte del mundo. El infierno posindustrial de las drogas, la pornografía, casinos, y el entretenimiento Hollywoodense invadió lo que antes eran nuestros centros industriales, en tanto el mundo social atomizado por los celulares y juegos de video reemplazaron la comunicación humana. Se emprendieron pequeñas guerras, pero perpetuas, para vigilar y eliminar poblaciones enteras.

Donald Trump propuso acabar con esta política. Él hizo campaña respaldando la separación bancaria de la Ley Glass–Steagall, que significaría que ni ustedes ni yo pagaríamos por el próximo colapso de Wall Street. Él está buscando una relación comercial mutuamente beneficiosa entre naciones en desarrollo, a diferencia del sistema de la globalización que impone limitaciones a todo mundo. Trump ha hecho referencia al Sistema Americano de economía política, que fue inventado por Alexander Hamilton, implementado plenamente por Abraham Lincoln, y que Franklin Roosevelt esgrimió para crear la mayor potencia económica del mundo que nunca se había conocido, el arsenal de la democracia en Estados Unidos durante la Segunda Guerra Mundial. Él procura tener relaciones sanas con Rusia y China, en vez de ir a la guerra contra esas naciones.

Pero le han cerrado el paso en cada momento por medio de un golpe en su contra instigado por los británicos, porque estos y sus sirvientes estadounidenses lo ven como una amenaza mortal al Imperio.

Si ustedes votan por los demócratas el 6 de Noviembre y no respaldan a los candidatos que Trump apoya, estarán entregando su voto en favor de la insensatez y de la anarquía que acaban de ver en las audiencias de Kavanaug; o sea, políticos pagados por George Soros y la horda de multimillonarios de Nueva York y de California que proponen el juicio político al Presidente y no tienen un programa sino que continúe el caos y la violencia en favor de sus puntos de vista.

Si ustedes votan por los demócratas el 6 de Noviembre y no respaldan los candidatos que Trump apoya, también vamos a perder lo que puede ser nuestra última oportunidad para eliminar la enfermedad del imperio de este planeta; nuestra oportunidad para hacer justicia por las millones de muertes innecesarias ya causados por esta enfermedad y evitar una nueva guerra que muy posiblemente podría extinguirnos a todos.

En su golpe desesperado en contra del Presidente Trump, los británicos actuaron de modo insensato, exponiendo partes enteras del aparato de estado policial angloamericano, la maquinaria de propaganda cuyo objetivo es mantener a la población distraída, desmoralizada y dócil. Esto se suponía que debería seguir oculto. En su ataque histérico y McCartista contra Trump, todo el aparato de los medios de comunicación tradicionales y el emporio del entretenimiento de Hollywood han quedado expuestos como nada menos que una enorme maquinaria de lavado de cerebro.

Ahora sabemos como resultado de investigaciones del Congreso, que toda la operación del Rusiagate fue un fraude, financiado por la campaña de Clinton pero creada y dirigida como un ataque de guerra sicológica y desinformación continua impulsada por el gobierno británico en contra del Presidente de Estados Unidos. Derrocar a Trump es una de sus metas. Satanizar a Rusia y provocar y aislar a Rusia es otra. Al hacer esto están creando las condiciones para una guerra mundial.

Houston: No dejen pasar esta oportunidad. Si vives en el 9no Distrito Congresional de Texas, divide tu voto y elige a Kesha. Si vives en cualquier otro lugar, piensa con qué cantidad puedes colaborar ó qué tanto tiempo puedes dedicarle para apoyar esta campaña.

Please check your e-mail for a link to activate your account.